El ojo en la acera

Paso a trasluz
por entre las sonrisas de los
transeúntes,
por entre las miradas que me inventan,
sin saber
siquiera si soy tiempo o brevedad
de la calle.

Amo a estas gentes,
aunque ignoro el porqué.

Tal vez sea porque mis ojos están llenos
de ellos:
largos filamentos de luz.

Tal vez ellos también lo ignoren
jugando, como juegan, sin cesar,
a reinventarlo todo.

E.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .