La corrupción

Foto: Chema Madoz

La corrupción no es un fenómeno político,
es un fenómeno humano.

Es la propia esencia del pensamiento humano y
de la palabra,
cuya libertad le permite
desvincularse de los hechos.

Si comprendieramos esa sencilla verdad
que la poesía enseña:
que la palabra no puede nombrar los hechos
más que a través de metáforas,

cambiaríamos nuestro intento constante
de engañar y ser engañados
por el de observar, interiorizar y comprender.

O lo que es equivalente: escuchar, sentir y amar.

E.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.