Poesía en un descapotable

la Poesía me llevaba en un descapotable
por una de esas largas avenidas de Miami Beach
y luego por los vastos humedales
plagados de aligátores
y por la carretera de los cayos
y por las avenidas de palmeras de la costa este

y yo le acariciaba sus largas piernas
y le susurraba versos de Whitman al oído

E.

(de “La Poesía me acaricia mordiéndome los labios y otras chorradas“)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.